Culpa de la víctima en un accidente

Cuando se produce un accidente de tráfico, normalmente hay un culpable y una víctima. En ocasiones, puede ocurrir que la víctima tenga también culpa en el accidente. En estos casos, la indemnización que va a recibir la víctima puede verse reducida según la gravedad de su culpa.

Existe otro supuesto similar, que es cuando se produce un accidente y, por negligencia de la víctima, las consecuencias son más graves de lo que hubieran sido si no se hubiese cometido esta negligencia. Por ejemplo, un coche colisiona con otro, y el conductor colisionado no llevaba el cinturón de seguridad, por lo que ha salido despedido. ¿Tiene derecho a una indemnización, cuando era su obligación llevar el cinturón? Puede ser evidente que la culpa fue del coche que colisionó pero... El otro quizá no hubiera sufrido ningún daño personal de haber cumplido su obligación.

Si se ve implicado en este supuesto, la labor del abogado será esencial en el juicio para demostrar que de no ser por el comportamiento negligente de la víctima, el daño no se hubiese producido, y se hubiese podido evitar el pago de la indemnización. No siempre es fácil conseguir que la compañía no pague, pero se puede reducir la indemnización proporcionalmente a la gravedad de la negligencia de la víctima.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE